La pandemia, la desigualdad social, la austeridad y los daños en línea alimentan el aumento de las referencias al NHS, dicen los expertos.

Se disparan las derivaciones al Sistema Nacional de Salud, según los expertos. El número de niños en Inglaterra que necesitan tratamiento por problemas graves de salud mental ha aumentado un 39% en un año, según datos oficiales. Los expertos afirman que la pandemia, la desigualdad social y la austeridad están alimentando una crisis en la que las derivaciones a tratamientos de salud mental del NHS (National Health Service) para menores de 18 años han aumentado a más de 1,1 millones en 2021-22.

En 2020-21 -el primer año de la pandemia- la cifra fue de 839.570, mientras que en 2019-20 hubo 850.741 derivaciones, según el análisis de cifras oficiales. Las cifras incluyen a los niños con tendencias suicidas, que se autolesionan, que sufren depresión o ansiedad graves y a los que padecen trastornos alimentarios.

La Dra. Elaine Lockhart, presidenta de la facultad de psiquiatría infantil y adolescentes del Real Colegio de Psiquiatras, afirmó que el aumento de las derivaciones reflejaba una «amplia gama» de enfermedades. En su opinión, «los servicios especializados tienen que responder a los casos más urgentes y más graves«, como jóvenes con psicosis, pensamientos suicidas y trastornos de ansiedad graves. También es necesario contar con más personal para atender a los niños con trastornos alimentarios. Los cierres patronales y la pandemia, tuvieron un efecto muy negativo en muchos niños, según Lockhart: “los que habían estado bien se volvieron vulnerables y los que eran vulnerables enfermaron”.

Esta vulnerabilidad se reflejó en la desvinculación que sintieron los niños de la vida cotidiana, viendo a sus propios padres luchar en una ansiedad colectiva y pérdida de control.

Tom Madders, director de campañas de YoungMinds, añade que:

el último año ha sido uno de los más difíciles para este grupo de edad, que ha salido de la pandemia con unas perspectivas de futuro más limitadas, a lo que se suma un aumento de la presión académica para recuperar el aprendizaje perdido y el impacto de la crisis del coste de la vida«.

La situación actual no puede continuar. El Gobierno debe tomar las riendas de la situación.

Un portavoz del Departamento de Salud y Asistencia Social dijo: «Ya estamos invirtiendo 2.300 millones de libras esterlinas al año en servicios de salud mental, lo que significa que 345.000 niños y jóvenes adicionales podrán acceder al apoyo para 2024, y nuestro objetivo es aumentar la fuerza de trabajo de salud mental en 27.000 empleados más para ese momento también


Recopilado, traducido y resumido por:
Ángela Fernández Garcia
Psicóloga General Sanitaria de FUNDIPP
CA- 01141


Articulo extraído de la pagina web https://www.theguardian.com/society/2023/jan/03/child-referrals-for-mental-health-care-in-england-up-39-in-a-year. Bajo el titulo Las referencias de niños para atención de salud mental en Inglaterra aumentan un 39% en un año. Articulo publicado por. @andrewgregory Para www.theguardian.com. Con fecha 03/01/2023.

las derivaciones de niños