Noviembre 2021 (Semana del 8 al 12).

Nace la Sociedad Española de Psiquiatría y Salud Mental

La Sociedad Española de Psiquiatría (SEP) y la Sociedad Española de Psiquiatría Biológica (SEPB) se han fusionado a finales del pasado mes de octubre para poder así formar la nueva Sociedad Española de Psiquiatría y Salud Mental (Sepsm).

El propósito de esta fusión y de la creación de una nueva asociación tiene como objetivo principal el fortalecimiento y el aumento de la visibilidad e importancia de la Psiquiatría en España.

Con la unión, se tiene una imagen más sólida de esta rama de la salud mental, contando así con un mayor número de socios y con una única voz que facilitará la comunicación entre los miembros y aquellas personas interesadas que necesiten información tales como pacientes, familias o medios de comunicación.

La sociedad trabajará e investigará con las bases neurobiológicas y psicosociales de los trastornos mentales, aportando a la práctica clínica y la investigación de tratamientos biológicos, psicoterapéuticos y psicosociales.

¿Quién estará al frente de la Sepsm?

Según destacan las sociedades, la creación de la Sepsm aporta mayor eficiencia a nivel interno y optimiza la gestión. “Significa mayor claridad y simplificación, evita duplicidad de cargos, elecciones, asambleas, comités y reuniones”,

La nueva junta de la Sociedad Española de Psiquiatría y Salud Mental, que dará los pasos necesarios para la constitución de la sociedad, con su nueva imagen corporativa, queda constituida de la siguiente forma hasta el mes de abril de 2022:

  • Presidente: Celso Arango  @CALDirector  (presidente SEP)
  • Secretaria: Iria Grande (secretaria SEP)
  • Vicepresidente: Víctor Pérez (presidente SEPB)
  • Vicesecretario: Guillermo Lahera (secretario SEPB)
  • Vocales: Pino Alonso; José Luis Carrasco; Iñaki Zorrilla; Luis Agüera; Luis Gutiérrez (Vocal Investigadores de Referencia SEPB); Ana Catalán (Vocal Jóvenes Investigadores Acreditados SEPB)
https://www.redaccionmedica.com/secciones/psiquiatria/nace-la-sociedad-espanola-de-psiquiatria-y-salud-mental-1873

LISTAS DE ESPERA: ATASCO SANITARIO

Al inicio de la pandemia de Covid-19, cabía de esperar que los servicios de salud pública se saturaran y que con ello, las listas de espera aumentasen en gran medida.

El problema de las listas de espera ha acompañado a la sanidad pública desde siempre, pero tras esta situación, las demoras se han multiplicado en comparación a lo que se tenía antes de que llegase la pandemia, por lo que se puede ver que no se está haciendo todo lo posible para solucionar este problema y los pacientes están sufriendo las consecuencias.

Las comunidades tienen listas de espera con cientos de miles de personas que necesitan una primera visita con un especialista, una situación complicada ya que pueden pasar meses hasta poder ser atendido, lo cual en muchas ocasiones, estas primeras visitas sirven para detectar enfermedades como el cáncer, que en muchos casos la supervivencia del paciente depende de la velocidad en la que comience el tratamiento.

El deterioro de los servicios públicos siempre acaba perjudicando a las personas más vulnerables ya que no pueden permitirse acudir a un servicio privado.

Por tanto, se debe tratar de dotar con más recursos humanos y materiales a la sanidad pública para que pueda abarcar todas las necesidades de las personas en el menor tiempo que sea posible.

https://elpais.com/opinion/2021-11-07/atasco-sanitario.html

Arte y terapia 

Para muchas personas, la capacidad que tenemos de poder crear arte, como dibujar o escribir; es capaz de aliviar el dolor social y las emociones aflictivas. El crear arte da un sentido a la vida de las personas y con ello, se puede conseguir un cambio psicológico.

El poder terapéutico de la literatura y el arte se da por tres aspectos: La prosodia, la polivalencia y el perdón. Estos aspectos ayudan a comprender el significado y el sentido de las cosas que nos rodean.

El arte literario es una herramienta que utiliza la imaginación para generar un sinfín de emociones que hace que nuestras estructuras psicológicas sean más flexibles al cambio.

Cuando se está en una constante situación de dolor físico, sin que se pueda saber cuándo acabará, se entra en una fase en la que se pierde la búsqueda del placer, la curiosidad por aprender cosas nuevas y en general, el sentimiento de felicidad. A esta situación se la llama la indefensión aprendida, dónde el sujeto cree que haga lo que haga no podrá superar esta adversidad y se ve atrapado en ella sin tratar de avanzar.

El juego literario es capaz de mitigar esta indefensión aprendida, dotando a las personas de una sensación de bienestar y libertad; dando un espacio, que aunque sea ficticio, en el que se puede gozar de un sentimiento de felicidad.

https://www.razon.com.mx/el-cultural/arte-terapia-458514